Revista N°209

Un proyecto donde impera la libertad creativa

Crack. Donde la cultura sucede Martes de 20 a 22 – Radiolexia – www.rlexia.com

El programa Crack es una apuesta por la cultura alternativa y, tal como lo definen sus integrantes, un ruido molesto al conformismo, una contundente declaración de principios. Todo lo relacionado a los comics, los videojuegos, las series, el cine, el teatro, la música, el manga, el animé desfila ante los micrófonos de Radiolexia.
     Una canción pegadiza creada por la banda Lache anuncia el comienzo del ciclo. La letra es bastante peculiar ya que dice: “En mis oídos siempre hay voces que me hablan sin parar. No siempre dicen la verdad pero yo las quiero escuchar”. Seguramente se trata de un guiño de ironía y complicidad para con el oyente.
     Los conductores son Guillermo Pérez Casas y Natalia Valchi. Se desempeñan con corrección y seguridad pero falta que se amalgamen más entre ellos. En Valchi debe remarcarse su frescura y espontaneidad.


    Entre los columnistas se destacan Carlos Maidana (videojuegos) y Lea Caballero (comics). Ambos son muy didácticos, se expresan con gran locuacidad y conocimiento de su tema, y hacen que a aquellas personas que no consumen habitualmenteesos géneros se les despierte el interés por hacerlo. Fue muy entretenida la columna sobre la historieta uruguaya que transcurre en la época colonial y en la cual los próceres juegan el rol de superhéroes.
    El propio conductor es el columnista dedicado a las series, tarea que hace con gracia y distinción. Por ejemplo, elaboró –de acuerdo a su opinión- la lista de los cinco mejores capítulos cien de las series. En tanto, Verónica Caminos, columnista de teatro, no resulta convincente e incluso, en algunas ocasiones, aparece muy dubitativa frente al micrófono.
     Se nota el esfuerzo de la producción, a cargo de Diego Zanarre –quien también se ocupa de la musicalización-. Se convoca tanto a figuras ya consolidadas como emergentes, una mixtura que es muy enriquecedora. En general, hay muchas entrevistas a bandas que recién comienzan y a elencos de obras del teatro independiente.
    Fue muy jugosa la charla con el consagrado dibujante Eduardo Risso, encarada con mucho acierto por los conductores. Risso habló acerca de su férrea vocación por el dibujo y sus comienzos. Señaló que “durante el secundario decidí hacer del dibujo una profesión, quería llevarlo adelante pese a quien pese. Yo aprendí a dibujar sobre el tablero, mirando a muchos. De todos iba aprendiendo y sacando algo. No tuve un profesor que me pudiera dirigir”. Se refirió a su tema predilecto para desarrollar: “Me gusta dibujar la aventura. La página en blanco me permite salir al rescate de la realidad, divagar en la historia”. Se despidió con una sentencia para la polémica: “El ritmo que impone dibujar superhéroes es una máquina de devorar artistas por el agotamiento que le provoca al dibujante”.
     La banda Volumen 4 fue al piso a presentar su nuevo CD, Cisma, e interpretó un tema del mismo. Sus integrantes se definieron como “un grupo bastante variado, que hace pop, rock, punk” y explicaron que el nombre del álbum significa “ruptura de estilos”.
    También estuvo en los estudios el colectivo artístico Mejor cien volando (MCV), que está actuando en la obra (…) tan ruda, en el Teatro Del Borde. Es un espectáculo profundo, producto de la creación grupal, en el cual se reflexiona acerca de la cuestión de género, el abuso y la homofobia a partir del circo, el humor y la música.
    La selección musical constituye un buen complemento al igual que los separadores, ocurrentes y originales. El operador técnico Nahuel Melgar lleva a cabo una transmisión sin fisuras.



Laura Brosio
lauragbrosio@yahoo.com.ar

Comentarios